El problema de los argentinos viajeros y los dólares

 El problema de los argentinos viajeros y los dólares

El Gobierno Argentino tiene prohibida la compra de dólares para atesoramiento y el único modo en que un ciudadano puede conseguir dólares de manera oficial teniendo un  viaje programado y haciendo una solicitud formal. Sin embargo inclusive esto no garantiza que le vendan los dólares que necesita. Muchos se ven forzados entonces a comprar el dolar paralelo (el informal que cuesta más caro).

Mientras existe un tipo de cambio oficial existe otro mercado paralelo que compra y vende por mayor precio. Esto crea un sistema inestable pero que si se entiende y estudia da lugar a “hacks” en ese sistema.

La compra y venta de dólares esta siendo muy regulada y en la desesperación mucha gente trata de sacar sus dólares del país o bien evitar que pasen por las vías legales, que históricamente han defraudado enormemente a los Argentinos.

Aquí te explicamos un poco más sobre como afronta la gente actualmente esta realidad:

SI ERES ARGENTINO O RESIDENTE:

Si eres Argentino lo que debes hacer para conseguir el “Dolar Turista” es ingresar al sitio de la AFIP (http://www.afip.gov.ar/) con clave fiscal. Quienes no la tengan, deben tramitarla en la delegación del ente recaudador más cercana.

Una vez en el sistema de la AFIP, el contribuyente debe ingresar a la opción “Consulta de operaciones cambiarias”, opción “Viajes al exterior” y consignar:

  • 1. Clave Única de Identificación Tributaria (CUIT), Código Único de Identificación Laboral (CUIL) o tipo y número de documento de identidad.
  • 2. Apellido y nombres.
  • 3. Fecha de nacimiento.
  • 4. Actividad laboral o profesional.
  • 5. País de destino y escalas.
  • 6. Motivo del viaje.
  • 7. Fecha de salida.
  • 8. Fecha de regreso.
  • 9. CUIT del operador turístico, agencia de viajes o similar, costo del viaje, cantidad de cuotas y forma de pago de las cuotas: tipo de moneda y vencimiento.
  • 10. Medio de transporte.
  • 11. Cantidad solicitada en pesos para la adquisición de divisas.

 

Se exige además que se informe si el viajero tiene título profesional, cuál es el país de destino, qué escalas tiene previsto realizar, cuántos y quiénes serán los acompañantes, la fecha y el medio de transporte en el que se saldrá del país, entre otros.

Por eso si tu idea es viajar con libertad y sin planificar al milímetro todos esos detalles, lo mejor es que armes una buena historia que te sirva como boceto para luego improvisar. “Legalmente” debes tener todo tu viaje armado, aunque en la realidad no se vaya a ejecutar al pie de la letra de ese modo.

En función de la información de la duración y motivo del viaje, la Afip decidira cuanto monto aprobará para la compra. Eso significa que uno puede pedir comprar 10000 dólares pero para un viaje de seis días solo autoricen 600.

Sin embargo una vez fuera del país, eres libre del gran ojo observador y nadie fiscalizará en qué gastas tu dinero, o si decides regresar un poco antes o después.

De este modo incluso uno podría tal vez regresar con un pequeño excedente de los dólares no utilizados para cambiarse en el mercado paralelo por un valor mayor.

No te decimos que hagas eso; pero te dejamos la idea, informarse no es delito.

En caso de suspender el viaje:

Durante la compra de dólares “comprador se compromete a devolver el dinero en cinco días en caso de que se suspenda el viaje previsto”. La Dirección Nacional de Migraciones se encuentra a cargo controlar que  quienes piden dólares para viajar realmente salgan del país. Una vez fuera, en qué gastes ese dinero (y si lo gastas) depende de ti.

SI NO ERES ARGENTINO:

Si no eres Argentino, al ingresar a Argentina puedes ingresar dólares hasta por un máximo de 10,000 sin necesidad de declarar. En caso contrario, esto debe ser declarado ya que te pueden multar y/o confiscar el dinero.

Nunca cambies dinero en los Aeropuertos. Te darán el peor tipo de cambio. Si fuera necesario para comer algo o tomar un taxi cambia lo mínimo e imprescindible.

Oficialmente uno debe y puede cambiar dinero en los bancos, es lo más seguro y legal.  Sin embargo uno también puede cambiar dinero en el mercado paralelo. Por ejemplo en Buenos Aires, en la Calle Florida, uno puede encontrar decenas de “arbolitos” (cambistas informales que ofrecen un tipo de cambio muy por encima del oficial).

Hay que tener en cuenta que esta medida informal podría estar sujeta a estafas, pero tampoco es una regla. Conviene cambiar pequeñas cantidades, ir con alguien de confianza o tantear el terreno hasta hacerse de un conocido. Esto es algo que les sirve a muchos.

 

Si vas a quedarte en casa de amigos o conocidos puedes ofrecerles también tus dólares o euros de manera privada. Lo cierto es que económicamente hablando las cosas están cada vez más difíciles para los Argentinos y a cualquiera le viene bien recibir moneda extranjera en estos tiempos. Te recordamos que “legalmente” esto no se debe hacer.

Al salir de Argentina uno tampoco puede llevarse más de 10,000 dólares sin declarar, seas Argentino o turista. Se dan muchos casos de gente a quienes se les ha confiscado el dinero por tratar de hacerlo. Si los declaras una cantidad mayor a 10,000 dólares te cobrarán un impuesto sobre ese monto.

 

Cada vez hay más y nuevas leyes prohibiendo que las personas compren, cambien, acumulen o extraigan dólares. Dado nuestro desconocimiento de la cambiante legislación argentina te dejamos estos datos para saber cómo manejarlos.

Recuerda que puedes utilizar la sección del foro “Prespuesto y Dinero” para plantear tus dudas a otros usuarios y continuar con la conversación.

Comentarios

Comentarios

Mochileros

Mochileros.org es el sitio más grande para mochileros en habla hispana. Lee másaquí

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Suscríbete aquí:

    ¿A qué email te enviamos la próxima edición?: